FANDOM


Departure es un manuscrito que aparece en el juego Alan Wake. Los manuscritos los encuentras alrededor del nivel (Para conseguir todos se debe jugar en nivel Pesadilla). Alan Wake encuentra las primeras dos hojas del manuscrito titulado Departure, una obra que pensó y jamás la llevó a cabo, pero figuraba como autor, pero no había recordado haberlo escrito, donde se muestran el futuro y lo que luego afrontarás.

Episodio 1: Pesadilla Editar

Página 1: La portada del libro

Departure

por

Alan Wake

Página 2: El hombre se volvió hasta mí. Su rostro estaba cubierto por las sombras. No se distinguía en la oscuridad del bosque que nos rodeaba. Pero el hacha que blandía sí era fácil de ver: brillaba con la sangre de sus victimas.

Sonreía con locura. Las sombras estaban vivas y deformaban sus facciones.

Era una escena de pesadilla, pero yo estaba despierto.

Página 3: El poseído estaba ante mí. Me era imposible centra la mirada en él, como si estuviese en un punto ciego causado por un tumor o una enfermedad ocular. Sangraba sombras, como tinta bajo el agua, como nube de sangre tras el ataque de un tiburón.

Era presa del pánico. Me aferré a la linterna como si mi vida dependiera de ella, para evitar que se acercara aún mas. De pronto ocurrió algo y la luz pareció brillar con mas intensidad.

Página 4: Durante mucho tiempo, la presencia oscura había dormitado, débil, como una pesadilla casi olvidada o destello sombrío en el bosque, por la noche; no lo bastante real como par existir y, al mismo tiempo, demasiado evocadora como para disiparse por completo.

Ahora despertaba, aquel novelista era una mosca atrapada en una telaraña cuyos hilos transmitían sus vibraciones hasta su guardia. Podía utilizarlo.

Sólo necesitaba un pequeño incentivo.

Página 5: Los oí antes de verlos, lanzándose en picada desde el cielo, chillando.

Me di la vuelta cuando la nube se abalanzó sobre mí, durante un instante pude ver un centenar de ojos muertos, perlas negras que brillaban en la oscuridad.

Levanté mi linterna y el enjambre explotó como fuegos artificiales. Sus plumas ardían, convirtiéndose en ceniza. Mis gritos se perdían entre los suyos.

Episodio 2: Poseídos Editar


Episodio 3: PoseídosEditar

Pagina 1: Randolph llama a la policíaEditar

Al Sr. Randolph le gustaba Rose, su pequeña sonrisa, como conservaba su dulzura a pesar del empeño de la vida por amargarla.

No era asunto suyo lo que hiciera en el remolque. Sin embargo, esos extraños, el novelista y el listillo de su compañero, no parecían buena gente, llevaban horas ahí. Cualquier otro día, ella ya estaría durmiendo. Tomo el teléfono y llamo a la oficina de la alguacil.

Pagina 2: La Presencia oscura duermeEditar

Durante décadas, la oscuridad que albergaba la piel de barbara Jagger durmió inquieta en la oscuridad de su hogar y prisión. Estaba hambrienta y adolorida. Soñaba con las noches de gloria que vicio cuando los versos del poeta la invocaron para disfrutar el poder y la libertad durante un instante efímero.Las estrellas de rock la despertaron al igual que aquel poeta de su profundo sueño.

Al percibir al escritor en el transbordador, abrió los ojos.

Pagina 3: Nightingale en la emisora

Nightingale observo al oscuro bosque a través de la ventana rota del estudio. Se dio la vuelta, con intención de marcharse, pero Maine lo sujeto del brazo.

"¡Joven, casi me hiere! Uno no va pegando tiros de esa forma por ahí.¿Que le pasa?"

Nightingale libero su brazo y se fue. Estaba ruborizado de rabia y humillación.

Pagina 4: Sarah desconfía de NightingaleEditar

Sarah confiaba en sus instintos. Y sus instintos le decían que el agente Nightingale era un tonto.

Apestaba, y no solo era por la bebida barata. Era la forma en la que presumía su placa y su cargo, la forma de mirar cuando buscaba respuestas.

¿Donde estaba Alan Wake?¿Que era eso del accidente?¿Donde estaba su esposa? Y sobre todo, ¿Por que lo dejo irse?

El no respondería sus preguntas. "Asunto federal", era lo que diría.

Pagina 5: Un Objeto poseído ataca a WakeEditar

La tubería se soltó sola de la estructura de acero del puente. Envuelta en un halo de oscuridad, flotaba en mitad del aire, retorciendo con espasmos.

Por un momento me costo comprender que estaba mirando.

Se abalanzaba hacia mi con una fuerza incomprensible. Me aparte de su camino, pero apenas lo suficiente.

Cuando enfoque la linterna hacia ella se agito con una furia oscura, antes de volver abalanzarse sobre mi.

Pagina 6: Wake y la presencia oscura en la clínicaEditar

Le cerré la puerta en las petulantes narices. Me suplico que la abriera. Fiel a su esencia, el tonto pensaba que iba a obedecerlo.

Se agoto mi compasión y el sentimiento de culpa. Al menos hacia el. Me tome un momento para disfrutar sus gritos. Apuesto a que estaba sonriendo.

Para eso si tenia tiempo. La presencia oscura estaba en la casa, conmigo.

Pagina 7: La presencia oscura ataca a WakeEditar

La oscuridad se levanto hacia mi, arrastrando lo que no estaba pegado al suelo hacia sus profundidades, tirándome de la ropa.

Vi la bengala que dejo caer el secuestrador y me lance hacia ella cuando note que mis pies dejaron de tocar el suelo.

La oscuridad me abrazo con la fuerza de un tornado.

De algún modo, conseguí encender la bengala.

La oscuridad rugió y me expulso.

Caí hacia las aguas oscuras del lago, que se extendían abajo.

Pagina 8: La presencia oscura visita a RoseEditar

Rose no dabi como había entrado esa vieja extraña a su remolque. De algún modo no tenia buen aspecto.Le mostró los dientes esbozando lo que pretendía ser una sonrisa y recorrió su mejilla con un dedo.Bella niña, dijo.

Rose sintió que se quemaba dormida pero seguía de pie, la anciana le hablo en un susurro palabras que penetraron frías y oscuras en su oído.

Pagina 9: Rose tocada por la presencia oscuraEditar

Tocada por la presencia oscura, Rose se perdió en un país de ensueño donde todo estaba pintado en gamas de grises y negros. La anciana le había prometio que todos sus deseos se harían realidad. Que iba a convertirse en la musa de Alan Wake.

Sonreía tan abiertamente que le dolía la cara. Vertió un bote de somníferos en el cafe.

En lo mas profundo de su ser gritaba de terror.

Pagina 10: Walter pelea con DannyEditar

Danny había salido, pero al encontrarlo de nuevo era diferente, había algo extraño, era un monstruo. Walter trato de matarlo primero con sus puños luego con una silla. No moría, los golpes no le afectaban. El miedo logro que Walter lo derribara por la escalera del sótano. Corrió y se puso al volante y puso en marcha el motor.El alcohol no lo haría olvidar pero quería intentarlo.

Pagina 11: Una excavadora ataca a WakeEditar

El motor de la escarbadora cobro vida con un rugido. El barro y las piedras volaban a su paso. Atravesó la pared de hormigón y aterrizo con estruendo en el patio.

Si fuese un animal, habría sacudido la cabeza tras el golpe, habría fijado sus ojos hacia mi y habría embestido. Por supuesto no tenia ni cabeza ni ojos. Las sombras se arrastraron sobre ella, convirtiéndola en un monstruo.

Entonces vino por mi.

Pagina 12: Wake y Night Springs (modo pesadilla)Editar

Incluso después de todo este tiempo, oyendo los temas de Night Springs habían causado una oleada de emisiones contradictorias en mi. Había sido mi primer relato de escritura real. Barry conoce a un chico que de pronto se ve como un escritor semi-regular de series. Yo siempre me había sentido avergonzado de mi trabajo, sentía que era basura. Yo quería ser un artista, un novelista.

Era ingenuo en ese entonces. Me costaba mucho tiempo aprender a estar orgulloso de mis obras.

Pagina 13: Sarah en la emisoraEditar

Una vez que nightingale se fue y la brisa nocturna entro por la ventana del estudio, Maine miro a Sarah fijamente la alguacil aparto la mirada. La voz de Maine vibro incapaz apenas de contener su enfado:

"Ese joven bebe mas de lo que piensa, espero que sepas lo que estas haciendo, Sarah. Tiene la mirada enferma. Créeme: busca a wake por una razón, y seguro que no es buena".

Pagina 14: Thomas Zane enamorado de Barbara JaggerEditar

Cuando Thomas Zane se enamoro de Barbara Jagger, todo ocurrió rápidamente. Ella era joven, vibrante, bella y llena de vida. El nunca había sido un hombre muy feliz. Sin esfuerzo aparente ella lo cambio por completo.

Zane se sintió feliz por primera vez en su vida. Todo cuanto ella hacia era otra pieza de un rompecabezas que el ni siquiera sabia incompleto.

Y lo mejor de todo es que hacia que las palabras fluyeran fuertes y agudas. Era su musa.

Pagina 15: Wake tocado por la presencia oscuraEditar

Algunos de los poseídos conservaban el eco de sus identidades pasadas, pero no eran mas que el reflejo nervioso del tejido muerto. No quedaba si no un cascaron, cubierto y repleto de oscuridad.

En la mayoría de los casos, las marionetas servían bien a los propósitos de la presencia oscura. Sin embargo para los casos mas complejos como el del novelista, no bastaba: necesitaba su mente. En lugar de poseerlo por completo, solo le basto rozarlo.

Pagina 16: Wake y Barry en el calabozoEditar

Miraba por los barrotes de la celda. Barry estaba detrás de mi Balanceando sus pies, parecía tan enfermo como yo.

El agente Nightingale estaba del otro lado de los barrotes, con la alguacil Breaker. Nightingale tenia un montón de paginas del manuscrito en su mano. Parecía desquiciado:

"Bien por fin es mío Raymond Chandler. Todas las evidencias, incluida la conspiración para asesinar a un agente federal".

Pagina 17: Wake y CaseyEditar

Las cosas nunca eran tan fáciles en la vida real como en la ficción. Ya había perdido la cuenta de las veces en las que me habría gustado que hubiese una razón clara para mi bloqueo. Algo con que pelear, algo que desechar.

Pero no la había. Estaba lleno de dudas. No me parecía al héroe de mis libros. Alex Casey habría vivido su vida con gran determinación, sin alejarse nunca de sus metas.

Incluso ahora estaba enfadado conmigo mismo, con Alice, con Barry. No hacia mas que dar vueltas, sin tener un plan.

Pagina 18: Nightingale en el MajesticEditar

Aun tras las puertas cerradas y las cortinas de su habitación mugrienta del Magestic, el motel local, Nightingale podía sentir que lo observaban. Lo juzgaban implacables.

Trato de reprimir aquel pensamiento. Por lo que sabia, todos habían caído presa del embrujo de Wake. Para acabar un trabajo había que hacer lo que fuera necesario.

Busco consuelo en la botella que tenia en la mano: "Por favor", pensó. "Déjame superar todo esto".

Pagina 19: Mott en Couldron Lake

Mott había inspeccionado todas las cabañas de Stueky. No había ni rastro de los Wake. Ya había oscurecido cuando encontró su coche estacionado al final de la carretera e Cauldron Lake.

No tenia sentido, tenia que haberse equivocado de camino, pero tampoco había señales de ellos y el coche ya llevaba ahí horas.

Frustrado, Mott se quedo al pie de los restos podridos de la pasarela que antes llevaba a Diver's Isle, antes de que desapareciera bajo las olas. Su jefe no se iba a alegrar.

Pagina 20: Wake se despierta en la clínicaEditar

Intente aferrarme a Alice pero su forma se desvaneció. Estaba perdiendo el control. En su lugar estaba el Dr. Hartman. Quería golpearlo pero no tenia fuerza en los brazos.

El doctor sonreía. Trataba de reconfortarme y lo odio por ello.

"he tenido que administrarle un sedante. No luche. Ha pasado por una mala experiencia. Ahora es importante que se calme. No queremos que tenga otro episodio. Es usted mi paciente en mi clínica, desde hace un tiempo".

Pagina 21: Mott en el transbordadorEditar

Para Mott, el espionaje hecho a Wake en el transbordador fue una decepción, su jefe le dijo que era algo especial, pero a Mott no le había impresionado.

Sin embargo había conseguido una gran descripción de su mujer y le gusto lo que vio. Mott había fantaseado incitar a Wake y provocar una pelea, pero no ocurrió. Sin embargo el tendría otra oportunidad de provocar a Wake.

Se lo habían prometido.

Pagina 22: Los cazadores son poseídosEditar

Los cazadores eran hombres grandes y fornidos. En el bosque se sentían como en casa. Estaban de buen humor bebiendo cerveza y compartiendo historias de fantasmas hasta altas horas de la noche.

Cuando fueron poseídos por la presencia oscura, se vieron arrastrados a una tinieblas mucho mas terrible que cualquier historia que pudieran haber contado o escuchado.

Pagina 23: El Doctor examina a Rose y Barry (modo pesadilla)Editar

El doctor se sentó a pensar. Ya había examinado a Rose y a Barry. Barry se estaba recuperando. Rose ella era otra historia estaba consiente, pero delirante, perturbada "Tocada de la cabeza" como solían decir.

No era la primera vez que el doctor había visto algo asi, pero fue hace treinta años.

El Doctor se sirvió un trago.

No había olvidado nada.

Pagina 24: Wake lee una pagina (modo pesadilla)Editar

Levante la pagina frente a mi y la leí.

Levante la pagina frente a mi y la leí.

Levante la pagina frente a mi y la leí.

Levante la pagina frente a mi y la leí.

Levante la pagina frente a mi y la leí.

Levante la pagina frente a mi y la leí.

Pagina 25: Tor golpea a la enfermera SinclairEditar

Los relámpagos resplandecían en la casa de Cauldron Lake. Tor Anderson se reía, blandiendo el martillo de acero por encima de la cabeza. La enfermera Sinclair trataba de calmarlo, sin éxito.

Tor sonreía con locura y gritaba: "!Este es mi martillo¡!tome un regalillo de Mjöllnir, joven¡"

Descargo el martillo con todas sus fuerzas sobre la cabeza de Sinclair. "!Volvemos a estar de gira, muñeca¡".

Episodio 4: La VerdadEditar

Pagina 1: La caligrafía y el ayudante de Thomas ZaneEditar

Zane podía sentir como los poemas cobraban forma, creando universos. Cuando experimentaba, creía percibir la fuerza que emergía de las letras de su maquina de escribir.

Le llenaba de jubilo, pero también de miedo.De no haber sido por su joven ayudante Emil lo habría dejado, pero lo persuadió para que no lo hiciera. El también tenia facilidad de palabra.

Pagina 2: Barry en la clínicaEditar

Hartman siguió hablando, enseñándole a Barry con orgullo cada detalle del lugar. Hablaba y hablaba de sus trofeos de caza. Barry estaba impresionado, pero había ido a verlo por negocios. Elevo la voz e interrumpió el monologo:

"Eh, Hartman, ¿Donde esta Al?"

Hartman paro en mitad de la frase, molesto por la interrupción. Hizo un gesto al hombre corpulento que esperaba sus ordenes. Este sonrío y dejo caer una mano fornida sobre el hombro de Barry.

Pagina 3: Hartman ve caer a WakeEditar

Hartman fue testigo de la caída de Alan Wake con sus prismáticos. Cuando el escritor se unido en el lago, ordeno a Jack que llevase el barco hasta ahí.

El lugar era fácil de recorrer en la oscuridad, Aun con todas las luces del barco. La bengala seguía ardiendo a pesar de estar flotando en el agua.

Jack subió el volumen de la radio cuando el motor empezó a trabajar. La música era dura, ruidosa, un sonido que los hermanos Anderson habrían apreciado sin duda, aunque Hartman decidió ignorarla, Wake estaba, por fin, al alcance de su mano.

Pagina 4: La misión de HartmanEditar

Hartman sabia que no era un creador. No tenia intenciones al respecto y no quería acabar como el resto de artistas con los que había trabajado, dañado de forma difícilmente descriptibles o peor.

Para el era suficiente mantener el control creativo y establecer directrices. Ser el "productor" era lo que necesitaba la mayoría de aquella gente, en realidad.

Por supuesto, los sujetos apropiados no abundaban.

Pagina 5: Wake ve el área de Old GodsEditar

Me quede viendo la parafernalia vikinga que cubría la zona, rodeando la plataforma central: La plataforma era de tamaño completo, Con un sistema de sonido impresionante, y muchos detalles incluyendo un dragón. Habría que tener alguna especie de locura para algo como esto en medio de un campo.

Cuando el cielo se cabrio con una explosión ensordecedora y la música comenzó, se sentía extrañamente apropiado.

"Al ten cuidado,¡Puedo verlos moverse! Van por ti".

Pagina 6: Barry Atacado por una tomaEditar

Por el momento, Barry estaba contento de sobrevivir al ataque, había sido deparado de Alan, y no había manera fácil de subir ahí.

Se dijo que higa a estar bien, en el bosque tenebroso por la noche. El solo tenia que esperar un tiempo a que Alan encontrara un camino hacia abajo. Barry volvió a oír unos pesados pasos y vio un movimiento: La sombra con forma de orden se abalanzo hacia el entre los arbustos, con hacha en mano.

Barry grito y levanto su mano para protegerse. El mundo estallaba.

Pagina 7: Mott al mandoEditar

Mott sabia que Wake era mas inteligente que el, tenia mas dinero, una mujer guapa…lo tenia todo. Y Hartman había dicho que Wake era importante. Eso lo hacia mejor que Mott.

Pero Mott llevaba ahora las riendas. Había esperado que Wake llorara y se arrastrara, Pero parecía dispuesto a pelear. Sabia que lo había irritado.

Ojalá tuviera a su esposa… Aquel pensamiento lo estremeció.

Pagina 8: Mott le falla a HartmanEditar

Hartman no estaba contento. Mott podía verlo en sus ojos. Bajo la vista. Lo había estropeado todo, lo sabia.

Era duro enfrentar la vergüenza del fracaso. No había esperado que Wake le pidiera mas tiempo. Le grito "dos días", un plano menor del que había pedido Wake, para dejarle claro quien mandaba.

Pero eso forma parte del plan de Hartman.

Pagina 9: Hartman y el falloEditar

Hartman se apresuro por el pasillo, no le había gustado ver salir a Wake en el momento mas susceptible de su terapia, pero no era una tormenta ordinaria. Wake había estado escribiendo y algo despertó en las profundidades del lago. Ahora vendría por el.

Hartman había preparado una situación como esta. Los hermanos idiotas mantendrían distraído a Wake mientras Hartman aseguraba todo.

Pagina 10: Hartman administra sedantes a WakeEditar

Hartman observo como Wake iba cediendo. Era un hombre testarudo, no había duda.Aun tendido en la cama, casi le rompe la nariz a Hartman por segunda vez. Con un poco de tiempo podría acabar con el, encausarlo por el buen camino. Era, con toda seguridad, el sujeto mas prometedor que había tenido… desde Tom, en realidad.

"Que duerma bien, Alan", le susurro sonriente. "Yo cuidare de usted".

Respiro con fuerza para aclararse la nariz. Trago la sangre sin apenas sentirla.

Pagina 11: Nightingale arresta a WakeEditar

El agente Nightingale miraba al escritor inconsciente. El hombre estaba durmiendo en esa noche terrible. Nightingale sintió una punzada de envidia por el estado de Wake, pero había trabajo que hacer.

Puso su pistola en la frente del novelista y estuvo a punto de convertirse en asesino. La mano le temblaba. Su garganta estaba tensa, reseca. Apretando los dientes, intento accionar el gatillo de nuevo. No tenia el valor.

Wake se agito, tendría que conformarse con arrestarlo.

Pagina 12: Los pacientes escapan de la clínicaEditar

La tormenta arreciaba mientras los hermanos Anderson se alejaban de la clínica, justo con el resto de pacientes. Sabían que esta vez no volverían. La oscuridad que los rodeaba hervía con horrores, pero Tor y Odin no tenían miedo.

Sus ojos brillaban con astucia. Conocían todas las sendas secretas. Tenían sangre en las manos. Ya habían luchado contra esas sombras.

Pagina 13: La presencia oscura desatadaEditar

La presencia escrita había seguido la coreografía descrita en el manuscrito, haciendes mas y mas fuerte, moviendose como un vendaval, sembrando la destrucción a su paso.

Con todo, seguía atada al devenir de la historia, encadenada al lugar del que había salido.

Cuando la trama llegase a su final seria al fin libre.

Pagina 14: Los hermanos Anderson en los setentaEditar

Es 1976. La locura reina en la granja de los Anderson. En contra de toda lógica el ingrediente mas embriagador de su licor casero es el agua sin filtrar de Cauldron Lake. Los Anderson se sientes dioses Odin no puede dejar de reír. Planea arrancarse un ojo, Tor corre por el campo desnudo, gritando, con el martillo en la mano, intentando atraer al relámpago.

Sus canciones son patentes. Algo ancestral se remueve en las profundidades, queriendo regresar.

Pagina 15: El misterio de la semana perdidaEditar

Una vez mas los gritos de Alice resonaron en la quietud de la noche. Me vi corriendo hacia la cabaña, con la linterna en la mano.

Seguía a mi yo del pasado, era como un observador. Era como un observador extracorpóreo, un viajero en el tiempo en un sueño de embriagues y locura. Era el comienzo, la noche en la que Alice había desaparecido.

El misterio de lo que había sucedido en la semana perdida estaba a punto de ser revelado.

Pagina 16: Walter en la granja AndersonEditar

Cuando se detuvo el coche en la granja Anderson, Walter se sintió aliviado, sintió que estaba cerca. Los hermanos perdieron un frasco de alcohol ilegal, o dos, en el manicomio. Pero entonces vio al hombre en el porche, y sabia quien era.

Conduciendo por su vida y saber que era inútil, no se dio cuenta de que estaba llorando hasta ver el camino de las lagrimas.

Pagina 17: Hartman durante la semana perdida (modo pesadilla)Editar

Hartman nunca se había sentido tan ansioso hasta la semana en la que Mott logro perder las hojas. Su coche estaba junto al camino que alguna vez llevo a la isla.

Era cuesten de tiempo para que Wake comenzara a escribir de nuevo. Tenia que encontrarlo y rápido.

En el momento en el que escucho la radio que habían cogido a Wake, encendió su coche, y conducio hacia la ciudad.

Pagina 18: Hartman coincide con Mott y WakeEditar

Por algún momento, Hartman considera estrangular al idiota. Mott era mezquino pero fácil de manipular, un niño emocional que ocupa aprobación.

Wake, por el contrario era mucho mas complicado. Mott había dado demasiada cuerda. En dos días, ¿Quien saque que podría pasar? Hartman tenia que encontrar alguna manera de pararlo inmediatamente.

Pagina 19: Mulligan cuestiona las ordenes de NightingaleEditar

El oficial Mulligan ya no presto atención a la platica de Thornton. Pensaba que los escritores eran gente inútil y todo ese dispositivo para atrapar a uno solo le parecía absurdo, sobretodo le impedía disfrutar de su cafe con pay. Ni siquiera estaba claro que había hecho ese hombre, aparte de salir huyendo del estacionamiento de remolques.

Mulligan sabia que no estaba solo: la alguacil estaba perdiendo la paciencia con el federal.

Pagina 20: Nightingale Busca el ManuscritoEditar

A medida que se ve arrastrado por Wake y Wheeler, el agente Nightingale examina detalladamente las hojas que llevaba Wake. Era incompleto un montón de paginas al azar.

Pero no fue suficiente: vio su nombre allí, entre otros.Sus manos temblaban de emoción.

Finalmente, era la prueba. Estaba en lo cierto.

Episodio 5: El Sr. ClicEditar

Pagina 1: Nightingale lee el manuscritoEditar

Nightingale intento dar sentido al manuscrito. Era incoherente, extraño. No entendía ni la mitad, pero sonaba real, incomprensiblemente real.

Saco la maleta cuando llego a la pagina que describía como llegaba a la pagina que le hizo sacar la maleta.

La cabeza le daba vueltas, pero no por la bebida.

Pagina 2: La presencia oscura ataca a NightingaleEditar

Nightingale sentía que la situación se le escapaba de las manos, pero al menos aun podía sujetar con firmeza la pistola. Estaba dispuesto a abrir fuego, a que eso ocurriera por encima de su cadáver... y, sin embargo, dudo.

Ya había visto ese momento antes. Lo había leído en la pagina. Estaba paralizado por el deja vu, por el horror de ser un personaje de una historia que alguien había escrito.

Entonces, la presencia se abalanzo sobre el por la espalda y lo arrastro hacia la noche.

Pagina 3: La presencia oscura es evitadaEditar

La oscuridad que llevaba el rostro de Barbara Jagger estaba furiosa. La historia del manuscrito la había fortalecido mas y mas, pero la luz había liberado al escritor y la había herido, debilitandola.

Era cuestión de días que la presencia oscura recuperaría sus fuerzas, pero entre tanto, le seria difícil volver a capturar al novelista.

Pagina 4: La labor de CynthiaEditar

Cynthia Weaver trabajaba duro, siguiendo sus obsesivos rituales; a veces luchaba contra ellos, pero siempre cedía en ultima instancia.

Recorría los pasillos de la central eléctrica de Bright Falls. Mareaba sus escondites con pintura sensible a la luz, solo perceptible por aquellos ojos tocados por la oscuridad y salvados por la luz, como los suyos.

Preparaba las lineas de defensa y suministro de una guerra que sabia inminente. La guerra entre las fuerzas de la luz y de la oscuridad.

Pagina 5: La presencia oscura persigue a WakeEditar

Para ser libre, la presencia oscura necesitaba que el escritor termine la historia. Una y otra vez, la trama le permitía acercarse a el hasta un extremo frustrante, pero sin poder capturarlo. Estaba atada a los acontecimientos del manuscrito.

Pero podía perseguir al novelista indirectamente, por medio de otros, deteniendo a quien tratase de ayudarlo.

Tomo posesión de todo lo que encontraba en su camino, convirtiéndolo en su marioneta, arrojándolo contra Alan Wake.

Pagina 6: Alice atrapada en la oscuridadEditar

Alice grito hasta que no pudo mas. A su alrededor, la oscuridad estaba viva. Era fría, húmeda, malévola, infinita. Era prisionera esa negrura.

El terror podía haberla consumido, pero algo alimentaba su esperanza; podía sentir a Alan en la oscuridad. Podía oírlo, ver las palabras que escribía, como sombras relucientes.

El también la sentía e intentaba llegar hasta ella.

Pagina 7: Barry en la comisaría de la alguacilEditar

Barry estaba en su mundo, haciendo llamadas, precipitando los acontecimientos, sin saber a ciencia cierta cuales eran. No quería defraudar a la atractiva alguacil, a pesar de que cada ruido del exterior, y no eran muchos, le hacia sobresaltarse. Solo se había detenido para que se diera prisa.

De pronto, se quedo helado; se había roto una ventana en alguna parte del edificio. Y todo quedo a oscuras.

Pagina 8: Barry en la tienda generalEditar

Barry volvió a la tienda general de Bright Palls y entonces se sacudió el polvo. Justo al lado de las latas de alubias en conserva había una caja cerrada con lanzabengalas. ¡Y convenientemente, también había un barril con palancas!

Barry sonrío al pensar que aquella era la típica escena de película, en la que el héroe tiene que armarse hasta los dientes. Sin dudarlo, asumió el papel.

Pagina 9: El plan de WakeEditar

La historia que escribió en la cabaña se volvió realidad. Tocado por la presencia oscura, había escrito un relato de terror, aunque aun faltaba el final. La ultima pagina, todavía sin terminar, seguía en la maquina de escribir del estudio en la cabaña.

Si conseguía volver ahí y leer la pagina, podría escribir mi propio final para la historia y salvar a Alice.

Pagina 10: El helicóptero cae derribadoEditar

Sarah casi empezaba a relajarse. Tal vez aun podía convertir aquello en una victoria.

De pronto oyó un sonido penetrante, como si una sirena se hubiese vuelto loca; un centenar de pájaros cayeron de entre las sombras y se abalanzaron sobre el rotor.

El helicóptero se agito y se encendió un aviso, diciéndoles lo que ya sabían; iban a estrellarse. Barry Wheeler grito con ella.

Pagina 11: La caja de zapatos de ZaneEditar

Thomas Zane sabia que debía acabar con todo lo que había hecho posible aquel horror, incluso consigo mismo. Era la única forma de acabar con la presencia oscura que había desatado, y ahora lo miraba a través de los ojos de su amada muerta.

Sin embargo, también sabia que, a pesar de sus esfuerzos, tal vez volvería algún día. Por ello, mientras escribía su destierro y el de su obra, añadió una cláusula como seguro, una excepción a la regla: las propiedades dentro de una caja de zapato seguirían existiendo.

Pagina 12: Cynthia camina hacia la PresaEditar

Siguiendo las tuberías del agua, Cynthia caminaba, enfadada con el escritor. Ese joven necio que tomaba riesgos innecesarios. ¡Vaya forma de romper las reglas! ¿Acaso no sabia lo que estaba en juego?

Desde aquellos terribles años setenta no había dudado ni una sola vez, por duro que hubiera sido. Estaba exhausta después de proteger al pueblo durante todos estos años. Ahora solo quería descansar.

Pagina 13: El poeta y las 4 letras de Muse (modo pesadilla)Editar

El poeta y las letras Muse de los Antiguos Dioses de Asgard.

El coro:

Y ahora ve tu amor en libertad

Tendrá clave de la cabina de la bruja

Encuentra la señora de la luz, se ha vuelto loco con la noche

Encuentra la señora de la luz, todavía delirando en la noche

Así es como remodelar tu destino

Pagina 14: Children Of The Elder God 1 (modo pesadilla)Editar

Los niños de las letras Elder God de los Antiguos Dioses de Asgard.

El primer verso del coro:

Guerreros, portadores de la antorcha, vengan a redimir nuestros sueños

Enciende una luz en esta noche de los demonios de otros mundos

Odín podría ser su guía, usted deje la cuerda

Forma de Hammer tendrá su decir, se levantan en su nombre

Oh, Memoria y Pensamiento

Jet negro y arañó

Niños del dios antiguo

Azote de la luz sobre la oscuridad

Pagina 15: Children Of The Elder God 2 (modo pesadilla)Editar

Los niños de las letras Elder God por los Antiguos Dioses de Asgard.

El segundo verso del coro:

Bruja rascadora, afila sus garras, el rechinar de sus dientes torcidos

Usted ha tomado esclavos, como las olas del mar, ahora siente el seethe ocean

Thor Padre, bendice esta guerra entre la oscuridad y la luz

En sus canciones dejan que sus males traigan la disolución de noche

Oh, Memoria y Pensamiento

Jet negro y arañó

Niños del dios antiguo

Azote de la luz sobre la oscuridad

Episodio 6: La PartidaEditar

Pagina 1: La presencia oscura intenta detener a WakeEditar

La presencia oscura ya no quería capturar al escritor para que escribiese el final que deseaba.

Sabia demasiado. Era demasiado fuerte y llevaba un arma que había pertenecido a Thomas Zane, algo con lo que podía herirla.

Ahora la oscuridad trataba de impedir por todos los medios que el novelista pudiese llegar a Cauldron Lake y al lugar oscuro del que había salido.

Pagina 2: El rastro de la presencia oscuraEditar

El fondo de Cauldron Lake era un cementerio en el que reposaban los objetos que el lago había reclamado para si a lo largo de las décadas. La presencia oscura las levanto en su despertar, esparciendo aquí y allá el casco de una vieja barca o los restos de una avioneta estrellada hacia tiempo.

Los arboles se destrozaron por el impacto. La tierra gimió. Sin darse cuenta.

Pagina 3: La ultima inmersión de Thomas ZaneEditar

Zane le arranco el corazón, pero no murió. El ser que llevaba el rostro de Barbara le seguía cantando ternura, ofreciéndole azúcar envenenada.

Se puso el traje y desato al monstruo de la silla. La cosa se retorcía débilmente entre sus brazos, pero el no cedió. Salió del embarcadero y penetro en las aguas oscuras, un destello de luz que bajaba hacia un fondo que nunca llegaba.

Pagina 4: El lugar oscuroEditar

El lugar oscuro en el me encontraba no se parecía a nada que pudiera haber imaginado; no era solido, fluía. Era conceptual, subjetivo.

Para otra persona, un artista de otro campo, habría tenido la historia del manuscrito a mi alrededor, las palabras y las ideas flotando en el aire, listas para cobrar vida.

Pagina 5: El camino a través del lugar oscuroEditar

Tras la marcha de Zane, permanecí solo en el sueño cambiante que era el lugar oscuro, llegar a la cabaña. Había previsto un camino para ello en el manuscrito.

Seguí la idea del camino. Ya había descrito mi travesía a través del río que me bloqueaba el paso, y así, apareció un puente hacia la isla. La idea de la cabaña relucía en la oscuridad subacuática. Desee que fuera real.

Y así fue.

Pagina 6: El poeta y las Letras de Muse 1 (modo pesadilla)Editar

El poeta y las letras Muse de los Antiguos Dioses de Asgard.

El primer verso:

Hay una vieja historia forjada con el misterio de Tom el poeta y su musa

Y un lago mágico que le dio la vida a las palabras que el poeta utiliza

Ahora, la musa era su felicidad, y rimado de su gracia

Y le contaba historias de tesoros profundos bajo las aguas ennegrecidas

Hasta que en la quietud de un amanecer, aún en su corona brumosa

La musa se​fue hacia el lago, y en las ondas se ahogó

Pagina 7: El poeta y las Letras de Muse 2 (modo pesadilla)Editar

El poeta y las letras Muse de los Antiguos Dioses de Asgard.

El segundo verso:

El poeta llegó hasta el lago para llamar a su querida

Al no obtener respuesta se sintió abrumado por el miedo

Buscó en vano el tesoro perdido y demasiado pronto caería la noche

Sólo su propio eco que llorar de nuevo esperando su llamada

Y cuando juró traer de vuelta sus historias de amor

Las pesadillas en su sueño lo movieron a la oscuridad del lago.

Pagina 8: El poeta y las Letras de Muse 3 (modo pesadilla)Editar

El poeta y las letras Muse de los Antiguos Dioses de Asgard.

El tercer verso:

En la oscuridad de la noche, ella se le acercó con la oscuridad en sus ojos

Que lleva un vestido de luto, palabras dulces como su disfraz

La tomó sin decir una palabra para ver a su grave error

Y les prometió silenciar a las profundidades del lago

Ahora, si es real o sólo un sueño un misterio continúa

Pues se dice, en las noches sin luna todavía pueden frecuentar este lugar

Pagina 9: Sarah y Barry en el cuarto iluminadoEditar

Al final, Barry no iba a dispararle a Sarah, ambos lo sabían. En cuanto perdió la oportunidad de ir tras Wake, Barry le entrego el arma y se sentó en el suelo, protegiendo el rostro del resplandor sin misericordia de la sala.

“No creo que vuelva a verlo nunca mas”, dijo con un hilo de voz.

Sarah no podía enfadarse con el. Ademas, probablemente tendría razón.

Pagina 10: Poema de Zane (modo pesadilla)Editar

La primera vez que había oído el poema en un sueño, recitada por una extraña luz OVNI. Me gustaría volver a leerlo en la cabina, en un libro de Thomas Zane:

Porque él no sabía

Que más allá del lago

Él llamó a su casa

Se encuentra una más profunda, más oscura

green Ocean

Cuando las olas son

Un tanto más salvaje

Y más sereno

Para sus puertos he estado

Para sus puertos he estado.

CuriosidadesEditar

  • Las hojas The Sudden Stop 1 y 2 hacen referencia a Max Payne, incluso se escucha los dos manuscritos son narrados por el actor de voz de Max Payne, James McCaffrey. Además de que Alex Casey es una clara referencia a Max Payne.
  • Hay algunos sucesos que no suceden en el orden en que se encuentran las hojas, lo que puede ser que no fueron puestas en el mismo orden.
El contenido de la comunidad está disponible bajo CC-BY-SA a menos que se indique lo contrario.